Habla Jesús:

Hoy por hoy ¿qué necesitas? ¿Qué puedo hacer por tu bien? Si supieras los deseos que tengo de favorecerte. Yo di de comer a cinco mil hombres con solo cinco panes, porque vi que lo necesitaban. Yo calmé la tempestad cuando los apóstoles me despertaron. Yo resucité la hija de Jairo cuando su padre me pidió que fuera a resucitarla. Tú también tendrás que repetir con el profeta: " ¿Quién ha clamado a Dios y no ha sido escuchado?".
¡No te avergüences, pobre el alma! Hay en el cielo tantos justos y tantos santos de primer orden, que tuvieron los mismo defectos que tu tienes. Pero rogaron con humildad y poco a poco se vieron libres de ellos.
Porque " yo no vine a buscar a los justos sino a los pecadores". Y porque " un corazón humillado y arrepentido, Dios nunca lo rechaza". " El mejor regalo para Dios en un corazón arrepentido".
Ni menos vaciles en pedirme bienes espirituales y corporales. Salud, memoria, simpatía, éxito en el trabajo o en los estudios, o negocios. Entenderte bien con todas las personas. Ideas nuevas para tus empresas, amistades que te sean provechosas, buen genio, paciencia, alegría, generosidad, amor de Dios, odio al pecado, etc,. etc. Todo eso puedo darte y lo doy, y deseo que me lo pidas, en cuanto no se oponga, antes bien, favorezca y ayude tu santificación. Pero en todo debes siempre repetir mi oración del huerto: "Padre no se haga mi voluntad sino la tuya. No se haga como yo quiero sino como quieres Tu". Porque muchas veces lo que una persona pide no le conviene para su salvación, y entonces nuestro Padre Dios le concede en cambio otros regalos que le harían mayor bien.

Práctica: Por amor a Dios: callaré cuando esté de mal genio.

 

Gozos (siguiente)


HOME - NOTICIAS - FE - TELEVISIÓN - RADIO - BIBLIOTECA -GALERÍA - GENERAL