DIÁLOGO CON LOS FUNDAMENTALISTAS
Ken Guindon
"Una vez salvado, ¿salvado para siempre?"

¿Te ha sucedido que un amigo evangélico te ha propuesto que aceptes a Cristo? ¿Te ha preguntado tu amigo si estás salvado? ¿Te ha dicho que si aceptarías a Cristo podrías ser salvo? ¿Te ha prometido que nunca podrías perder la salvación?

Tal es el mensaje que los evangélicos proponen a los Católicos. Nos preguntan si tenemos a Jesús sólo como Salvador. La frase: UNA VEZ SALVADO, SALVADO PARA SIEMPRE exprese la idea que el Cristiano nunca podría perder la salvación.

Esta idea se escucha mucho. Tiene su Origen en el lema protestante Sola fide que significa: "Nada más de la fe nos salva." Esto quiere decir que si has puesto toda tu confianza en Jesús, estás salvado. Y si estás salvado, es para siempre. Dios no abandona a su hijo. Según
ellos, la salvación no se pierde.

Lutero pensó que si tenemos la fe podemos desobedecer a Dios. (Cf. Su "Carta" # 501, a su discípulo Melanchthon, Lutero escribió:

"Si pecaras mucho crea más aún." Y: "Ningún pecado podría separarnos del Cordero, mismo si cometiéramos la fornicación y el homicidio mil veces por día". (Weimar ed. vol. 2 p. 371; Letters
I, Luther's Works
, American Ed. vol 48. p. 282).

Si tendrías la oportunidad de dialogar con un evangélico, quizá te sentirás un poco intimidado. Tu amigo te pregunta cuando aceptaste a Jesús. Y tu piensas, toda mi vida acepto a Jesús; nunca lo rechacé. Y tu no tienes ninguna idea de que este amigo te está buscando.

Por ejemplo, estoy mirando una pieza de moneda mexicana. Tiene dos lados: la cara y el anverso. Un lado me indica que vale 5 nuevos pesos y en el otro dice Estados Unidos Mexicanos. Evidamente, la pieza no consiste solamente en un lado. Con mi pieza de dos lados pago mi
chocolate.

Los evangélicos no quieren aceptar los dos lados de la pieza que es nuestra salvación. Les gustan a ellos el don de la fe, una única cara, pero el anverso, él de las obras, no quieren saber nada.

¿Qué es la verdad en cuanto a la salvación? ¿Cuál es el papel de las obras? ¿No son las obras la prueba que somos cristianos? Claro que sí. La fe es el inicio de mi camino cristiano. Sin embargo, ¿por qué nos salva Dios? ¿No es para honorar y servirlo?

Sí no somos robotes,... ¿Hay algo que puedo hacer para perder la vida eterna? ¿Qué nos dice la Biblia sobre estas preguntas?

 

Examinemos el argumento del evangelista.

Una presentación se encuentra en el folleto llamado "Las Cuatro Leyes Espirituales". Este explica que hay 4 leyes espirituales: Todos han pecado, Jesús murió por los pecadores, la vida eterna es un don, y tu puedes recibir el don por medio de una oración.

Esta presentacion es basada en ideas calvinistas. Para ilustrar lo que estoy diciendo escuchemos a un pastor calvinista, que escribió lo siguiente: "Ninguna acción del hombre pecador puede tener valor ante Dios para obtener el perdón de los pecados." (The Fatal Flaw, p. 103).

Obviamente, está olvidando las palabras de Jesús en San Marcos 16:16: "El que crea y sea bautizado, se salvará; el que no crea, se condenará.

¿Por qué estos pastores olvidan de hablar de todo lo requerido, los mandamientos de Jesús de amar, de obedecer, de producir fruto, de ser perfecto?

Regresemos a la pieza de moneda. Como la pieza, la salvación tiene dos lados: la parte de Dios y la parte del hombre, (1 Tm 1:15 y Tit 3:8). El Señor no nos salvará en contra de nuestra voluntad. Hay la llamada y hay la contesta, como en una conversación de teléfono.

Necesitamos entender que ser hijo de Dios es una comunión con El que es la fuente de la vida. Realmente, la vida eterna es vivir de la vida de Dios mismo (se llama la gracia). Es un proceso que empieza con el bautismo y continua por la eternidad a condición de que uno queda fiel, que guarde la comunión con Dios. Las Sagradas Escrituras no enseñan lo contrario.



LAS ESCRITURAS:

"Cristo Jesús vino al mundo a salvar a los pecadores: y el primero de ellos soy yo." (1 Tm 1:15).

"Es cierta esta afirmación, y quiero que en esto te mantengas firme, para que los que creen en Dios traten de sobresalir en la práctica de las buenas obras" (Tito 3:8).

Cristo vino para salvar a los pecadores. S. Pablo dice que Cristo salva. Dios nos da la salvación pero Le costó a su Hijo. A Cristo le costó su reputación, su familia, sufrió, murió y resucitó. Alguien pagó la salvación por nosotros. No pagaremos nada para la vida eterna.
San Pablo escribió a los Romanos: "El salario del pecado es la muerte; pero el don gratuito de Dios, la vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro." (Rm 6:23).

"Todos pecaron y están privados de la gloria de Dios -- y son justificados por el don de su gracia, en virtud de la redención realizada en Cristo Jesús." (Rm 3:23-24).

Los evangélicos olvidan de citar versículo 10 en Efesios 2:8-10. 10. En efecto, hechura suya somos: creados en Cristo Jesús, en orden a las buenas obras que de antemano dispuso Dios que
practicáramos." (JERUS.)

Cuando leemos el NT, aprendemos que la fe también viene de Dios, pero nuestra parte consiste en seguir y crecer en la fe. Como el árbol, como la planta reciben agua, lo necesario, pero su función es crecer y madurar y quizás producir frutos o flores.

Sant. 2:14-26 la fe con las obras. "Y al contrario, alguno podrá decir; ¿Tú tienes fe?; pues yo
tengo obras. Pruébame tu fe sin obras y yo te probaré por las obras mi fe." (2:18).
"Porque así como el cuerpo sin espíritu está muerto, así también la fe sin obras está muerta." (Sant 2:26).

Hacer lo contrario, sería probar que tienen una fe muerta, una fe diabólica; Mismo los demonios creen en Dios, pero tiemblan (Sant 2:19).

HB 6:1-10
4 Porque es imposible que los que fueron una vez iluminados, que gustaron del don celestial, que llegaron a ser participantes del Espíritu Santo, 5 que también probaron la buena palabra de
Dios y los poderes del mundo venidero, 6 y después recayeron, sean otra vez renovados para arrepentimiento; puesto que crucifican de nuevo para sí mismos al Hijo de Dios y le exponen a vituperio.

[Efesios 2:8-10.
"Pues habéis sido salvados por la gracia mediante la fe; y esto no viene de vosotros sino que es don de Dios; 9. tampoco viene de las obras, para que nadie se gloríe. 10. En efecto, hechura suya
somos: creados en Cristo Jesús, en orden a las buenas obras que de antemano dispuso Dios que practicáramos." (JERUS.) ]

El Espíritu Santo produce buen fruto en nosotros al gloria de Dios. Si no existe fruto, podemos ser árboles estériles.

"Por tanto, hermanos, poned el mayor empeño en afianzar vuestra vocación y vuestra elección. Obrando así, nunca careéis." (2 Ped 1:10).

El bautismo es necesario al perdón de los pecados, el arrepentimiento es necesario, la fe es necesario, las obras son el fruto de la fe y mandado por el Señor.

¿Estas infermo? ¿Tienes una ordenanza del médico? Para curar, hay que seguir al médico y tomar tus medicamentos.

Todo esto forma parte de la enseñanza de la Iglesia Católica que sigue TODO el evangelio. No estropeamos el evangelio!

¿Me diría que el bautismo no es necesario? Sin embargo, fue mandado por Cristo. ¿Por qué los evangélicos llaman el bautismo un símbolo? ¿Qué valor u eficacia tienen símbolos? San Pedro predicó el arrepentimiento, la conversión e el bautismo en el nombre de Jesús. La salvación tiene dos lados, la llamada de Dios y la respuesta.

Dios nos guarda en su mano, pero si quisiéramos dejar su rebaño, somos rebeldes. ¿Nos guardará el pastor de las ovejas? ¿Somos robotes, máquinas, salvados en contra de nuestra voluntad? Si quisiéramos caminar como cochinos, ¿podemos decir que somos ovejas? ¡Romper la comunión con Dios fuente de la vida eterna ...significa perder la vida eterna, la salvación!


Escuchemos estas advertencias:

"Golpeo mi cuerpo y lo esclavizo; no sea que, habiendo proclamado a los demás, resulte yo mismo descalificado" (1 Cor 9:27).

"Guardaos de rechazar al que os habla; pues si los que rechazaron al que promulgaba los oráculos desde la tierra no escaparon al castigo, mucho menos nosotros, si volvemos la espalda al que nos habla desde el cielo." (Heb 12:25).

1 Jn 3:18 "Hijos míos, no amemos de palabra ni de boca, sino con obras y según la verdad."


Texto de su mensaje radiofónico de la serie Fundamentalistas y Evangélicos.
Vendido por Hombre Nuevo
El Monte, California
(800) 777-4547 o (818) 444-4442


Cortesía de:
Eternal Word Television Network
5817 Old Leeds Road
Irondale, AL 35210
www.ewtn.com


ESPAÑOL

HOME-EWTNews-FAITH-TELEVISION-RADIO-LIBRARY-GALLERY-CATALOGUE-GENERAL