Spanish Top Nav

La oración que el Papa introdujo en el Muro de las Lamentaciones

 

Dios de todos los tiempos,

 

en mi ita a Jerusalén, la "Ciudad de la Paz",

 

morada espiritual para judíos, cristianos y musulmanes,

 

te presento las alegrías, las esperanzas y las aspiraciones,

 

las angustias, los sufrimientos y las penas de tu pueblo esparcido por el mundo.

 

Dios de Abraham, de Isaac y de Jacob,

 

escucha el grito de los afligidos, de los atemorizados y despojados;

 

envía tu paz sobre esta Tierra Santa, sobre Oriente Medio,

 

sobre toda la familia humana;

 

despierta el corazón de todos los que invocan tu nombre,

 

para caminar humildemente por la senda de la justicia y la compasión.

 

 

"Bueno es el Señor con el que en El espera,

 

con el alma que le busca" (Lamentaciones 3, 25)


 


INICIO - ProgramaciónAudio/Video - Noticias - Mensajes/Fotos